Blogia
TACTICA

Regulaciòn de la Maniobra (TCNEL. ART. DEM HECTOR MANUEL ALAS LUQUEZ)

REGULACION DE LA MANIOBRA

                                                                             

            Regular la maniobra es definir todos los elementos de la decisión del comandante hasta la conquista de los objetivos finales; por lo tanto el comandante define precisamente que hacer, quien lo hará, cuando y por donde será hecho, cumpliéndose con la finalidad de la misión de la unidad. La regulación de la maniobra será  CORTA o LARGA.

            Se estima que una acción táctica fundamental esta regulada, cuando su ejecución esta determinada hasta un objetivo tal, y la progresión de las unidades empleadas en el ataque solo debe continuar, previa apreciación y en cuanto se ordene.

            En el campo o área de la conducción táctica, también se presenta el problema de que no siempre es posible visualizar todos los elementos de una decisión hasta el cumplimiento de la misión. La amplitud de la secuencia de las acciones a ejecutar, la profundidad del objetivo final, las condiciones de observación y visibilidad, la capacidad de los medios de exploración y reconocimiento, las características del enemigo en relación con las fuerzas propias y otros factores, pueden impedir la determinación a priori de todos los antecedentes necesarios, para llevar con éxito hasta el final la acción táctica fundamental.

           

            En la regulación corta, la maniobra será planificada hasta los objetivos finales, pero uno o más de los elementos de la decisión serán omitidos, aguardando el desarrollo de la acción, para entonces, definirlos por intermedio de una orden Fragmentaria. Por ejemplo: en una primera fase de una maniobra, todos los elementos de la decisión están definidos, siendo que los elementos subordinados saben que hacer, cuando y por donde harán, hasta los objetivos intermedios; a continuación, se sabe cuando la acción proseguirá, con áreas de combate debidamente enmarcadas, con objetivos bien definidos, pero no se sabe quien lo hará (¿que elementos subordinados?); por supuesto, el comandante verifico que no tendría condiciones de definir ese detalle cuando planifico, porque no sabría apreciar cual seria la situación de sus elementos de maniobra tras los combates iniciales, lo que hará después de la conquista de los objetivos intermedios, emitiendo una Orden Fragmentaria.

            En la regulación larga, la maniobra será planificada hasta los objetivos finales, con todos los elementos de la decisión definidos.

            Los factores apreciados para definir la regulación de la maniobra son: Misión, Enemigo, Terreno y Medios.

1.-       FATORES QUE CONDUCEN A LA REGULACION CORTA

               

            a.-       Misión

                        En el caso del Batallón, es común que esta unidad regule corta la maniobra, cuando recibe de la Brigada, el objetivo final (impuesto) mas allá del área clave que establece la penetración en su nivel; por lo tanto, su comandante no define, en el inicio del ataque, con qué elementos de maniobra conquistara sus objetivos finales, lo que será definido en el desarrollo de la operación.                    

                        En el caso de la Brigada, es común que esta unidad regule corta la maniobra cuando recibe de la división, el objetivo final (impuesto) mas allá del área clave que establece la penetración en su nivel; por lo tanto, su comandante no define, en el inicio del ataque, con sus batallones conquista sus objetivos finales, lo que será definido en el desarrollo de la operación

                        En el caso de la división, es común que esta regule corta la maniobra cuando su misión sea muy profunda y dure más de una jornada.

          

            b.-       Terreno

                        En cualquier nivel, es aconsejable la regulación corta, cuando, desde un terreno clave anterior a la línea de partida/ línea de contacto, haya imposibilidad de identificar, claramente, las avenidas de aproximación, los objetivos y los limites entre los elementos de maniobra que serán empleados; por lo tanto, si son malas la condiciones de observación, perjudicando la emisión de ordenes claras y precisas a los elementos subordinados, es mejor regular corta la maniobra.

                        Cuando haya poca información sobre el terreno, es aconsejable la regulación corta.

                        Es aconsejable la regulación corta, cuando el terreno es más favorable a la defensa.

           

            c.-        enemigo.

                        En cualquier nivel, es aconsejable la regulación corta siempre que, considerados el dispositivo y el tamaño de las fuerzas enemigas, haya incertidumbre en cuanto a la posibilidad de los elementos de maniobra de continuar atacando  hacia los objetivos finales.

                        Cuando el enemigo sea fuerte en contacto y fuerte en profundidad, se aconseja la regulación corta.

                        Si la naturaleza del enemigo es infantería (tropa con mayor aptitud para la defensa), la tendencia es regular corta la maniobra.

                        Si se dispone de pocas informaciones sobre el enemigo, es aconsejable la regulación corta.

            d.-       Medios.

                        Cuanto mayor sea la carencia de los medios disponible, mayor también será la tendencia para regular corta la maniobra.

                        Cuando menos medios móviles se dispongan, también la tendencia será regular corta la maniobra; por lo tanto, cuando nuestra movilidad es inferior a la del enemigo, se regula corta la maniobra. 

            Si el enemigo tiene ventajas en cuanto a los medios aéreos, es aconsejable la regulación corta.

2.-       FACTORES QUE CONDUCEN A LA REGULACION LARGA

a.- Misión

           

            En cualquier nivel. Es aconsejable regular larga la maniobra, cuando  la misión no sea de gran profundidad y no dure más que una jornada.

            Cuando el escalón superior no imponga objetivo mas allá del objetivo de penetración de la unidad considerada, la tendencia será regular larga la maniobra; en el caso del batallón, por ejemplo, su maniobra será regulada larga cuando no recibe de la brigada el objetivo final impuesto mas allá de su objetivo de penetración (que es el objetivo de ruptura de la brigada); a su vez la brigada regulara larga su maniobra siempre que la división no le imponga el objetivo final mas allá de su objetivo de penetración (que es el objetivo de ruptura divisionario).

           

            b.-       Enemigo.

                        Se regula la larga maniobra cuando se dispone de muchas informaciones sobre el enemigo.

                        Se regula larga maniobra cuando la naturaleza del enemigo que defiende es de caballería (tropa con menor aptitud para la defensa).

                        Se regula larga la maniobra cuando el enemigo, en cuanto a su dispositivo, es fuerte en contacto y débil en profundidad.

                        Se regula larga la maniobra cuando el enemigo  no posee mucha posibilidad de refuerzo.

            c.-        Terreno.

                        Se regula larga la maniobra cuando son buenas las condiciones de observación, desde las elevaciones anteriores a la línea de partida/línea de contacto hasta los objetivos finales.

                        Se regula larga la maniobra cuando el terreno es poco favorable a la defensa.

                        Se regula larga la maniobra cuando se dispone de muchas informaciones sobre el terreno.

            d.-       Medios.

Se regula larga la maniobra, cuando nuestra movilidad es superior a la del enemigo.

 Se regula larga la maniobra, si disponemos de potencia de combate significativamente superior a la del enemigo.

 Se regula larga la maniobra si tenemos superioridad aérea sobre el enemigo.

3.-       CONCLUSIONES

            a.-       La decisión final en cuanto a la regulación de la maniobra resultara de la apreciación de los cuatro factores descritos, siendo que el terreno y el enemigo son los factores preponderantes.

            b.-       Deberá tenerse en cuenta, además, como punto básico en cualquier situación, que el Comandante deberá regular la maniobra de su unidad hasta donde pueda efectivamente dar ordenes claras y precisas a sus unidades subordinadas.

            c.-        La planificación táctica, no sufre alteraciones por la regulación de la maniobra. Al contrario, ella ase hace mas realista y coherente, porque permite conducir las unidades de maniobra subordinadas a través de ordenes de operaciones (tácticas) concretas, que emanaran sucesivamente de acuerdo con las verdaderas previsiones que se han tomado para enfrentar al enemigo.

BIBLIOGRAFIA

Memoria Operacional, Ejercito de la República Federativa de Brasil.

Articulo Importancia de los objetivos intermedios en la regulación de la memoria táctica, Tcnel. Hernán Mardones Ríos (Prof. Academia de guerra de Chile).

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres